LA INSPECCIÓN Y LA REVISIÓN DE LA CALDERA DE GAS

Se acerca el invierno y conviene que nuestra caldera de gas esté en perfecto estado para cuando comencemos a poner la calefacción, por ello debemos saber si nuestra caldera necesita una revisión o una inspección.

¿Cuál es la diferencia?

Es importante tener claras las diferencias entre estos dos conceptos:

  • La INSPECCIÓN consiste en que un operario de la distribuidora oficial con la que tenemos contratado el suministro del gas (ya sea Naturgy, Endesa, Iberdrola, etc.) revise completamente el funcionamiento de la totalidad de la instalación: la estanqueidad y el estado de conservación del contador, el estado y eficiencia de las tuberías, llaves y gomas. Son las propias compañías de gas las que deben asegurarse de que esta revisión se haga correctamente y a tiempo. Las inspecciones completas se realizan aproximadamente cada 4 ó 5 años, según el tipo de gas y la comunidad autónoma. La inspección se abona siempre a través de la factura de gas de nuestra compañía comercializadora. Por ello, hay rechazar siempre pagar al técnico que va a hacer la inspección de la instalación de gas.
  • La REVISIÓN de la caldera del gas es distinta, y suele realizarse cada dos años, pero esto puede cambiar en base a las especificaciones técnicas particulares de cada aparato térmico, siendo la recomendación general de los distintos fabricantes la revisión anual para garantizar una combustión optima, mejor eficiencia energética y mayor vida útil. El objetivo es controlar el correcto funcionamiento del equipo en sí (la caldera), asegurar su eficiencia energética, durabilidad y seguridad. Para realizar este tipo de revisiones, la opción más recomendable es siempre contactar con un Instalador Autorizado, ya que son expertos y nos garantizan el suministro de recambios originales de la caldera en caso de ser necesaria una reparación de la misma. Este servicio se abona directamente a la empresa que realiza la revisión.


 En SOLEGRAN somos instaladores autorizados y técnicos cualificados para la realización de la revisión de tu caldera. Llámanos y te daremos presupuesto sin compromiso, es importante para nosotros que tengas a punto tu caldera para su perfecto funcionamiento cuando llegue el frio del invierno.

¿Qué haremos cuando vayamos a revisar tu caldera?

Durante una revisión rutinaria lo que haremos serán tres cosas básicas:

  • Una prueba de combustión, para verificar los parámetros que garantizan una combustión óptima.
  • Limpieza de quemadores y parrilla.
  • Revisar todos los componentes de la caldera y el estado de funcionamiento.

 Para que sepas lo que dice la Comunidad de Madrid sobre la inspección de calderas domésticas pincha en este enlace